Encuentran investigadores proteína capaz de bloquear virus de la Hepatitis C

Encuentran investigadores proteína capaz de bloquear virus de la Hepatitis C

La hepatitis C, contra la que no existe vacuna preventiva, afecta a unos 130 millones de personas en el mundo entero.

AFP / LA JORNADA

Publicado: 02/04/2008 10:58 París.

La identificación por parte de investigadores franceses de una proteína que bloquea el virus de la hepatitis C en una etapa precoz de su desarrollo abre nuevas perspectivas para la creación de terapias que impidan la entrada del virus en las células del hígado.

Investigadores del Instituto Biológico de Lille, en colaboración con investigadores del Instituto Nacional de Salud e Investigación Médica (INSERM) francés y un laboratorio estadunidense de la Universidad de Stanford han hallado una proteína capaz de bloquear el virus de la hepatitis C en una etapa precoz de su ciclo infeccioso.

Los trabajos son publicados el miércoles en la revista estadunidense en línea PLoS ONE. Según los científicos, estas investigaciones “dejan entrever nuevas perspectivas en el desarrollo de terapias capaces de bloquear el virus antes de que entre en la célula”. La hepatitis C, contra la que no existe vacuna preventiva, afecta a unos 130 millones de personas en el mundo entero.

La infección por el virus de la hepatitis C es la mayoría de las veces crónica (60 a 80 por ciento de los casos) y puede desembocar a largo plazo en una cirrosis o un cáncer de hígado. Los tratamientos actuales tienen una eficacia limitada (40 por ciento de fracasos) y presentan efectos secundarios considerables. De ahí la importancia de encontrar nuevas moléculas antivirales.

La hepatitis C utiliza al menos tres receptores (entre ellos el CD81) para entrar en la célula del hígado e infectarla.

Estudiando las proteínas asociadas al receptor CD81 los investigadores identificaron la molécula EWI-2wint. Dicha molécula impide que el virus reconozca el receptor CD81, del que se sirve para entrar en las células del hígado.

La presencia de esta molécula en otro tipo de células explicaría por qué no son infectadas por el virus de la hepatitis C, apuntan los investigadores.